El robot con forma de mano y aspecto humano

La Inteligencia Artificial no va a dejar de sorprendernos en las próximas décadas dada su extraordinaria capacidad de aprendizaje del Machine Learning y del Deep Learning. Hoy os presentamos a OpenAI, un proyecto que ha creado una máquina robótica que ha logrado aprender por si sola cómo resolver un cubo de Rubik.

El robot de OpenAI es una maravilla de la ingeniería robótica y la Inteligencia Artificial. Hablamos de una mano de aspecto humano que está compuesta de sensores de presión que le permite tener el manejo integro de los movimientos del robot.

La mano está manejada por un sistema compuesto por 2 redes neuronales de IA al que han denominado Automatic Domain Randomization (ADR). El proyecto se ha concentrado en estudiar cómo es capaz de desenvolverse la mano ante circunstancias que no están bajo su dominio.

Para ello se han empeñado en realizar uno de los juegos más conocido que los humanos tenemos a nuestro alcance, que es el cubo de Rubik. El robot es capaz de manejar el objeto incluso complicándole el movimiento de los dedos. El grado de dificultad es máximo, puesto que constantemente el eje del cubo se desplaza, por lo que el robot se ve obligada a adaptarse tal y como lo realizamos los humanos.

Te recomendamos a que profundices en los diferentes tipos de robot que hay en el mercado y en qué es la Inteligencia Artificial y sus aplicaciones.